Así me quedé, aquí. En nada, desde el punto de partida.
Nada es lo que ocurre con tus respuestas; nada es lo que ocurre con  tus explicaciones. El mismo camino recorrido, de vuelta al inicio, pero más cansada, con hambre y con sed.



Supernova N 63A Dulce

Demasiado bello para no ser cielo

Me encanta esta nueva gran aventura. Tan llena de emociones, alegrías, desengaños, confianza, de adrenalina, dopamina, reflexiones, confesiones, euforias, mareos, viajes, imaginaciones, elucubraciones, sensaciones, sentimientos, enojos, tristezas, reconciliaciones, frenesí, celos, éxtasis, sueños, fluidos y latidos.
Y quiero que nunca termine.
No me canso de que me hagas sentir eso y muchas cosas más. Te amo.



Para ti, como siempre.
¡Cuánto te quiero amo!

Supón

Es bueno extrañarte tanto. Así cuando te vea, parecerá que un día se ha convertido en milenios.
Has logrado colarte en mi corazón, y has llegado muy al fondo. Te costará salir de ahí, pero nunca lo harás; tú no.


Supón que me presento
cuando menos lo esperas.
Ya puedo disfrutar
tu mirada de asombro,
el lecho abandonado,
los sentidos alerta.

Supón que te desnudo
con besos y sonrisas,
conjuro tus fantasmas,
asalto tu desvelo,
amanezco en tu sombra,
y me marcho,
y me juras
-dentro de un orden, claro-
fidelidad eterna.

[María Rosal]


(Aún no puedo superar el hecho de que tenga 10 seguidores. Digo ¿A quién carajos puede importarle el producto azaroso de estos diez dedos?)

Sublimada

El amor es un hombre y una mujer que están de acuerdo en un punto y en desacuerdo en todo lo demás. (Poncela)
Sólo estamos de acuerdo en que te amo y me amas y creo que lo demás viene sobrando. 


La mayor parte de las veces le echo de madres al destino, pero no en estos momentos, porque le agradezco que te puso en mi camino. Felices dos meses, mi Gerardo. 


Hace poco más de dos meses, no te esperaba; no te imaginaba. Me encantan ese tipo de sorpresas.
Dos meses parece poco, pero no para nosotros, no cuando están llenos de días como estos. Te amo, chico de los ojos bonitos. 

De la nada (¿De la nada?) se siente cómo el ácido gástrico va escalando con unas fuertes manos, arañando el esófago y asirse a la garganta, como si en ello se le fuera la vida. Las manos que van formando un nudo en la garganta.
O es la desesperación, o estas putas ganas de gritar al viento que no lo puedo superar, que no quiero que sea, que algún día va a estallar, algo que no es mío y que sí lo es.
¿Cómo se quita este sentimiento de inferioridad? (Como siempre...)



Me siento tan estúpida.













Se me chingó el disco duro. Donde tenía toda mi música y mi colección de imágenes (las que pongo en cada entrada). No necesito el internet, no ahora que no tengo muchos gigas para seguir bajando música. 
Me siento tan estúpida.